El curso de chapa y pintura eminentemente práctico: ITA

El único instituto privado del país con talleres concertados en toda España es el Instituto Técnico de Automoción (ITA). Es un centro especializado de formación en el que se facilitan cursos a cualquier persona que desee hacer del motor su campo profesional. En estos talleres se desarrollan las horas de formación, ya que todo el curso se centra exclusivamente en formar a sus estudiantes desde la práctica.

De hecho, es allí en donde radica su diferencia con otros institutos, ya que el proceso de aprendizaje es llevado a cabo dentro de talleres y concesionarios reales de todo el país.

Cursos de chapa y pintura

Para los apasionados por el mundo automotriz, el curso de chapa y pintura es fundamental para su aprendizaje y formación profesional. Este estudio está centrado principalmente en el arreglo especializado de carrocerías, así como el embellecimiento de las superficies del automóvil. En el Instituto Técnico de Automoción se desarrollan técnicas de reparación de desperfectos, soldadura, etc. Y además, ofrece formación especializada para una correcta elección de la colorimetría, lo cual es fundamental a la hora de pintar un automóvil.

El objetivo de esta formación es que al finalizar el curso, el estudiante pueda identificar correctamente las partes de la carrocería de un coche, las herramientas necesarias para su reparación y sus usos, sistemas de ensamblado y soldadura para carrocería. Asimismo, tendrá la práctica suficiente para conocer bien todos los procesos de reparación y preparación de un vehículo a la hora de pintarlo. La institución lleva a cabo la formación en talleres y concesionarios oficiales en toda España, con prácticas desde el primer día.

Ventajas de formarse en el Instituto Técnico de Automoción

El Instituto Técnico de Automoción se diferencia de otros centros de formación profesional, principalmente por la metodología que utiliza en sus cursos. Por lo general, en los cursos tradicionales se imparte primero la teoría, y la práctica se deja para el final. Por el contrario, en ITA los cursos son eminentemente prácticos y con alta empleabilidad, por lo que los estudiantes podrán acceder a prácticas desde el primer día en talleres oficiales. El curso consta de más de 500 horas, durante aproximadamente 6 meses, tras los cuales, el estudiante tendrá una salida profesional como técnico en carrocería en grandes, medianas y pequeñas empresas; chapista en talleres de automóviles o pintor de carrocería en fábricas o talleres de automóviles.

Así pues, las ventajas que ofrece ITA con respecto a otros cursos es su carácter 100% práctico, su sistema de formación individual, incorporación inmediata a los puestos de práctica, acceso a ropa de trabajo, seguro de responsabilidad civil y accidentes y un certificado de prácticas emitido por el concesionario. En conclusión, la mejor formación profesional automotriz se encuentra en ITA.